Mami Esto Está Chuli
peques

Dientes, dientes

Ya deje yo caer que las entradas sobre el ratón Perez iban a ser varias. Ahora hemos llegado al punto importante, y es que como sabéis en casa le pusimos fácil el acceso poniéndole su puertecita en la habitación de los peques como os conté la puerta del ratón.


También os conté que cuando empecé a tantear el terreno y a plantear que los dientes se iban a ir cayendo el peque, hablo de Fran porque era el que más consciente era, empezó a sufrir una paranoia y ha decir una y otra vez que no quería que se le cayesen, así que empecé a utilizar los libros como método de terapia y nos funcionó muy bien, te digo cuales  aqui y aqui

Pero la semana pasada llegó el día

diente_a_punto_de_caer
Diente a punto de caerse

Así tenía el diente una tarde. Se le tumbaba casi totalmente. Aún así nos fuimos a la playa y pasamos la tarde jugando en el agua, mientras yo sufría por si el diente se caía y lo perdía. ¡Que pena que perdiera su primer diente con la ilusión que le hacia!, y más con lo que había costado llegar hasta aquí convirtiendo sus miedos en ilusión. 

Cuando llegamos a casa y terminamos el ritual de duchas y pijamas nos dispusimos a cenar. El pobre me decía que no podía morder con los dientes delanteros, y comió como pudo. Al terminar y viendo que el diente pendía cada vez más de un hilo le dije que se lo moviera un pelín y con sólo un par de veces que lo hizo ocurrió. ¡El diente se había caido! ¡Su primer diente!. 
Ante mi sorpresa actuó de una forma muy tranquila, el solito fue  al baño, cogió su vasito de lavarse los dientes y se enjuagó una y otra vez hasta que ya no salía apenas sangre. ¡Que maduro es para algunas cosas!. Cuando terminó me pidió su cajita de los dientes que compramos en tutete y metió el diente dentro para que no se perdiera antes de que el ratón Pérez viniera y me dijo que tenía que acostarse ya porque se iba a hacer muy tarde y Mr. Pérez tenía que visitarlo. 
Yo le propuse ponerle un poquito de queso al lado de la puerta para que el ratoncito estuviera fuerte ya que el duerme en la litera superior y el ratón era tan pequeño que le iba a costar mucho esfuerzo subir, aunque como es mágico no hay nada que se le resista.  
¡Que feliz se acostó! Todo lo contrario que yo, que me sentía tan triste. Es  una sensación contradictoria. Por un lado tenía una ilusión parecida a la noche de reyes. Estaba deseando que se levantara y que viera lo que el ratón le había dejado debajo de la almohada, su cara de  felicidad y esa ilusión que caracteriza a los niños y que tanto nos gusta a los padres, pero por otro que pena. Me acordaba de una conocida que me decía que cuando pierden su primer diente es como que ya son más mayores. 
No me malentendáis, se que mi hijo sigue siendo un niño, pero crece tan rápido. Fue una sensación parecida a la que sentí el primer día de colegio, cuando era consciente de que mi hijo dejaba de ser mi bebe para ser mi niño. Recordé el día que vi que salía su primer diente y como lo apuntaba en su libro con toda la ilusión del mundo, era tan pequeño. ¿Y ahora estoy apuntando el primero que se le cae? ¿ya?, ¿de verdad?¿Cuando han pasado estos 5 años? ¿Cuando ha crecido tanto?.
Volviendo al mi peque al día siguiente me dio la oportunidad de despertarlo, no perdiéndome así el momento en el que descubrió todas las sorpresas que le había dejado el ratón. 
caja-dientes
En la misma caja donde había dejado el diente, el ratón le había dejado el dinerito, más concretamente unos 7 euros, ya que el le pidió que si podía le dejara un billete y unas moneditas. 
queso-raton
El ratón se había comido parte del queso, mordisqueandolo y al lado de la puerta que estaba entreabierta le había dejado un diploma con un certificado de entrega, cumplimentado  y donde decía que su diente era apto. 
certificado-dientes
Esta fue nuestra experiencia con el ratón.  El diente de al lado se le mueve y  me da que se le va a caer pronto porque no para de tocarlo, y el que más me preocupa es pequeño Mario que estoy viendo que igual se arranca alguno con tal de que el ratón venga a visitarlo a él jeje. 
Me da a mi que se ha abierto la caja de pandora….


¿COMO VIVISTEIS LA CAIDA DE LOS DIENTES? ¿HICISTEIS ALGO ESPECIAL?



You Might Also Like...

5 Comments

  • Reply
    Mamadichosa
    27 junio, 2016 at 14:27

    Que bonito me parece el diploma! Me encanta!
    Ains… entra nostalgia y algo de tristeza al ver como crecen tan rápido. A veces me encantaria poder parar el tiempo. Tu pequeño se hace mayor.
    Como me gusta como has contado la caida de su primer diente!

  • Reply
    Mami Reciente Cuenta
    27 junio, 2016 at 15:45

    Que chulo!! aún me pilla algo lejos, pero me gusta la idea de "celebrar" la caída del diente de esta manera! 🙂

  • Reply
    mami esto esta chuli
    27 junio, 2016 at 20:54

    Yo me puse muy triste, se pasa tan rápido, pero fue genial y se lo contó a todos sus amiguitos.

  • Reply
    mami esto esta chuli
    27 junio, 2016 at 20:54

    El lo pasó genial, mucho mejor de lo que yo me esperaba.

  • Reply
    Mami Pañales
    7 septiembre, 2016 at 22:34

    Qué chuli!!!!👏👏
    Cuando mis hijos eran peques empezó a llevarse lo de poner un detallito con el dinerito. Nos funcionó muy bien. Los nenes lo han disfrutado😍😍😍

Deja un comentario

SEGUIR ESTE BLOG

SEGUIR ESTE BLOG

FireStats icon Powered by FireStats
A %d blogueros les gusta esto: